Orgasmos femeninos… Y dónde encontrarlos.

¿Te has preguntado por qué algunos orgasmos son más intensos que otros? ¿Por qué los sentimos en distintas partes del cuerpo? 

Depende donde los estamos teniendo, es el tipo de orgasmo que estamos viviendo.

Hoy hablaremos de los orgasmos, así es! Esa sensación excitante que es resultado de una gran masturbación o una magnífica pareja sexual. 

Por definición, es el punto culminante o de mayor satisfacción de la excitación sexual. Durante el orgasmo se producen numerosos cambios psicológicos neurológicos, fisiológicos, vasculares y hormonales en la mujer. ¡Toda una revolución hormonal al instante!

Cuando empezamos a investigar sobre este tema nos dimos cuenta que cada sitio o blog tenía un “número oficial de tipos de orgasmos”. Algunos aseguraban que había 2, otros 8 y otros cuantos hasta más de 10. Es probable que si existan, sin embargo queremos señalar 5 principales que puede ser que ya hayas experimentado.

Orgasmo Clitoriano

Este es el camino directo hacia el orgasmo, la vía rápida. Hay más de 8000 terminaciones nerviosas en el clítoris y es una zona de fácil acceso. Cuando se produce este orgasmo, se debe a que lo que sea que está dentro de nosotras se frota contra los nervios del clítoris, que se encuentran a unos siete centímetros en el interior de la vagina. Puedes llegar a sentir punzadas en todo el cuerpo, electricidad corriendo dentro y fuera de ti, contracciones en las piernas y una lubricación abundante. Si aún no has experimentado el orgasmo clitoriano tal vez deberías incluir en tu vida un succionador de clitoris.

Orgasmo vaginal o del punto G

Muchos ginecólogos aseguran que este no existe o que es un mito, lo cierto es que no podemos quedarnos sin mencionarlo. El punto Gräfenberg, conocido como el punto G, fue descubierto por la Dra. Beverly Whipple y este es el nombre que se le da al área pequeña y rica en nervios sobre la pared vaginal frontal. Para muchas personas, aquí es donde se encuentran las terminaciones nerviosas del clítoris, en la parte superior de la vagina.

Alrededor de un 20% de las mujeres consigue alcanzar el orgasmo a través de la penetración. Situarlo, acariciar y masajearlo suavemente con los dedos o algún juguete sexual, como un vibrador con curva. Un ejemplo es el Teddy Rabbit.

El orgasmo cervical

Para saber que es un orgasmo cervical es importante que conozcas que es el cérvix o cuello uterino. Está situado justo donde termina la vagina y empieza el útero. Este tipo de orgasmo también es conocido como orgasmo profundo ya sea con un pene o un vibrador. Para experimentarlo, este debería ser lo suficientemente largo y circunferencial como para golpear el cuello uterino.

Las claves para que sea más fácil la estimulación es tener paciencia (los orgasmos no son algo rápido). Los días antes de que tengas el período pueden ser un buen momento para comenzar a explorar, porque el cérvix baja ligeramente y resulta más accesible.Si la cosa se complica y no llegas al final de tu vagina, puedes ayudarte con un juguete sexual, como un vibrador o empezar hacer ejercicios con Bola Vaginales como las Vibradoras WOW OMG!

Orgasmo anal

Como explica Betty Dodson, nuestra sexologa por excelencia en PepinoMio, autora del libro Sexo para uno, “La estimulación del nervio pélvico a través del recto también puede conducir al placer en algunos aspectos sorprendentes”. 

Si, también existe. De hecho es una de las razones por las que la gente se anima a practicar sexo anal. “Puede ser muy intenso”, apunta la sexóloga. Pero bien sabemos que hay una gran cantidad de terminaciones nerviosas en esa zona. Nuestra recomendación es utilizar siempre lubricante, pero en especial que sea hecho con base de silicona (En otro artículo hablaremos de los tipos de lubricantes y sus usos). Algo que ayuda mucho a iniciar en este viaje por el orgasmo anal son los plugs anales, que ayudan a acostumbrarnos como el Plug Anal Temptation. Y como tip, los juguetes sexuales anales siempre tienen que tener tope. La vagina expulsa, el ano no.

Orgasmo mental

El orgasmo mental nace gracias a la psicología en los años 70, a partir de ese momento se empieza a hablar de las conexiones existentes entre los nervios de la zona pélvica que conectan a su vez con el cerebro. Suena raro, sí. Pero se puede alcanzar el clímax con solo una fantasía sexual. 

En realidad, siempre que tenemos un orgasmo, sea donde sea, la mente es demasiado importante en este proceso, ya que si la tenemos bloqueada, por más que lo intentes, no llegaras.

Tu mente es realmente quien permite que el orgasmo suceda o no. Por lo que si te relajas lo suficiente y piensas en todo aquello que te excita, el cerebro puede desatar una reacción en el cuerpo que concluya en un orgasmo.

Para acabar, no sabemos cuantos tipos de orgamos sean, ni queremos decir cual es mejor que otro. Lo que si queremos transmitir con esto, es que hay muchos tipos, tamaños, colores, formas y sensaciones distintas y es nuestro deber como mujeres conocernos y conocerlos. Lo que queremos transmitir es que debemos, aunque sea una vez en nuestras vidas, vivirlos todos.

Cuéntanos tu opinión sobre esto. ¿Conoces otro tipo de orgamos? ¿Has vivido alguno y quieres recomendarlo? Algun tip que quieras dejar en esta comunidad? ¡Somos felices de leerte!

#VibraLibre siempre!

Un comentario sobre “Orgasmos femeninos… Y dónde encontrarlos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *